Renace la constituyente Uribista

El Periódicko
El absoluto fracaso de la autodenominada Marcha por la Paz cambió la correlación de fuerzas políticas en Colombia. En opinión de los estudiosos del acontecer nacional, el uribismo se consolidó como la corriente política mayoritaria del país. Por su parte, las debilitadas fuerzas pacifistas y partidarias de resolver el conflicto armado por medio de la vía política, quedaron relegadas al museo de la Historia. O más exactamente, en la caneca del desván del museo de la Historia.

"Hoy por hoy Álvaro Uribe tiene sobrado capital político para regresar a la presidencia de Colombia. El 9 de abril de 1948 murió Gaitán; el 9 de abril de 2013 murió la paz de los terroristas, pero renació la constituyente uribista. El día que quiera, el expresidente puede tumbar la norma constitucional que prohíbe la reelección y sentarse, él solito, en el solio de Bolivar por el tiempo que le dé la gana. La gente lo apoyaría; la clase dirigente y los congresistas, también. Así como los bogotanos lo apoyamos el pasado 9 de abril", le explicó a El Périódicko, Carlos Efrén Rodriguez, psicólogo y politólogo, quien unió magistralmente sus dos profesiones en su libro Inteligencia Emocional e Inteligencia Superior.

Paradójicamente, las grandes posibilidades de que Uribe regrese al poder ha producido desasosiego y frustración entre los precandidatos uribistas para la contienda electoral del 2014.

Francisco Santos, Oscar Iván Zuluaga y José Félix Lafaurie temen quedarse con los crespos hechos en cuanto a sus aspiraciones presidenciales. "Si Uribe regresa al poder, él tendría que sacrificarse por la Patria veinte, treinta o más años consecutivos. En tal caso, yo tendría oportunidad de ocupar la presidencia de la República únicamente en la otra vida, y me tocaría contentarme para siempre con el título de exvicepresidente", le dijo a El Periódicko con cara triste uno de los precandidatos uribistas, quien solicitó encarecidamente no ser identificado.

DENUNCIA. Mientras los colombianos y El Periódicko tenemos claro que el presidente Uribe tiene todo el derecho de hacerle oposición al Gobierno como su Inteligencia Superior se lo dicte, la revista Semana cree que se le ha ido la mano. Semana mete una vez más la pata. ¿Qué hacer con Uribe? (Artículo pagado por Pablo Catatumbo)

NO ES CIERTO. Es absolutamente falso que al ver la valla de la campaña electoral de Pacho Santos donde compara a Pablo Escobar con Iván Márquez, el señor José Obdulio Gaviría se haya disgustado por el vainazo que le echaron a su familiar. No es cierto, repetimos. La valla de Pacho.

No hay comentarios:

Publicar un comentario