Aída Merlano o la Comunidad de la Trenza

La presidente de la Comisión Segunda de la Cámara de Representantes, Aída Merlano Rebolledo, en uno de los momentos más álgidos del debate sobre la "comunidad del anillo", efectuado el pasado jueves 16 de marzo, resolvió abstraerse de la discusión y centrar su atención única y exclusivamente en hacerse una trenza.

Sin lugar a dudas, la obra artesanal le quedó hermosa. De trenza se ve muy linda. Pero ante el país, la congresista por Atlántico quedó como un zapato, ¡eso sí, bien lustrado!



No es traído de los cabellos afirmar que la Comisión Segunda Constitucional es mucho más que un salón de belleza. Este importante organismo se ocupa de temas relacionados con la política internacional, la defensa nacional, la fuerza pública, el comercio exterior y la integración económica, entre otros aburridos asuntos.


Sin proponérselo, la representante por el partido Conservador, elegida con más de 67 mil votos, discípula del senador Roberto Gerlein, abogada y estudiante de administración financiera, dio origen a lo que en el plano simbólico podría denominarse la Comunidad de la Trenza.



Pertenecen a la Comunidad de la Trenza todos aquellos colombianos para quienes el mundo (y el país) empieza y termina en ellos. Pertenecen a esta comunidad, todos aquellos que consideran que el centro del universo es su propio ombligo; quienes frente a los problemas nacionales y nuestra cruda realidad, permanecen ensimismados, indiferentes, centrados en sí mismos, con la atención fija en su sagrado ser y concentrados en el altar de su propia belleza.



La Comunidad de la Trenza es la encarnación moderna del importaculismo, ancestral filosofía colombiana que explica en buena parte por qué el país está como está: ¡vuelto miércoles!


@dicksalazar

 


LINKIPEDIA
A congresista le importó más hacerse una trenza que el debate sobre la "Comunidad del Anillo". El Espectador.

No hay comentarios:

Publicar un comentario